¿Cómo superar la depresión navideña?

En ciertas ocasiones, las personas, tienen que pasar la prueba de fuego después de las navidades, ya que es en ese momento cuando empiezan los agobios, el estrés, la inestabilidad emocional, en definitiva, lo que se llama depresión navideña. Por este motivo, es importante tener en cuenta los consejos que se dan en el siguiente post.

02 Enero 2018

Los dulces no amargan.

 

Dejamos atrás la Navidad, una época del año caracterizada por las reuniones familiares, fiestas, comidas, sorpresas… Todo lo bien que nos lo hemos pasado en estas fechas pasa factura cuando llega enero con su famosa cuesta, aunque este año no será un problema para nosotros.

Tener síndrome post vacacional es normal en muchas personas después de esta época. Toca volver al trabajo, la rutina, los estudios y todo esto se hace cuesta arriba cuando has pasado unos días espectaculares de ocio y diversión. Los síntomas más comunes de este tipo de depresión son el desánimo, insomnio, tristeza… Éstos se suelen producir por alteraciones en horas de sueño, cambio de rutina y horarios. Para evitar esta depresión es mejor que te tomes los primeros días de trabajo o de clases con filosofía. Es importante que la vuelta a la rutina sea como un día más y es necesario estar motivado. Para ello te damos unas claves que te ayudarán a combatir la depresión post Navidad.

  • Es muy habitual que con la entrada del nuevo año, las personas se marquen propósitos. Este hecho puede provocarnos ansiedad o estrés si los objetivos son muy difíciles o incluso imposibles de conseguir. Para ello, es necesario que los propósitos sean asequibles, nos llenará de satisfacción saber que hemos conseguido lo que nos propusimos.
  • Muchas personas desean bajar peso este año. No pasa nada porque se quieran perder los kilos que se han cogido durante las navidades, pero siempre con control y sin agobios. Es importante comer de todo y disfrutar de la comida.
  • En épocas navideñas se suele gastar más dinero del habitual, por eso resulta necesario ahorrar un poco más en enero, pero te puedes permitir caprichos y seguir haciendo lo que te gusta. Son muchos los que piensan que ya no se puede disfrutar, ni salir con amigos este mes, eso no es así, pero sí es importante establecer un control en las salidas.

Tal como hemos visto, las navidades pueden ser un arma de doble filo. La familia, los amigos, las comilonas y los regalos hacen que esta época esté llena de magia. Por otro lado, todo lo que empieza acaba y la Navidad no iba a ser menos. Hay que estar preparados para volver a la rutina, pero aún así, ¡disfruta, que te lo mereces!.